Entradas destacadas

La toma de poder talibán en Afganistán



El pasado domingo 15 de agosto de este año, diversos medios de comunicación alrededor del mundo anunciaban un acontecimiento internacional al unísono: los talibanes lograron regresar al poder en el Estado de Afganistán, tomando la ciudad capital, Kabul, luego de dos décadas de conflicto armado. La noticia se acompañaba con diversas imágenes y vídeos captados en momentos trágicos, que mostraban a cientos de ciudadanas y ciudadanos afganos buscando escapar de la incertidumbre que amenaza con acechar a Afganistán a partir de ese momento, incluso si ello implicaba arriesgar su propia vida.


En esta breve nota informativa se buscará hacer un repaso acerca de las circunstancias previas que condujeron a la situación actual desatada en el Estado de Afganistán, y a las implicancias que esta tendría a futuro en dicho Estado, sobre todo, en el ámbito de los derechos humanos.


Los talibanes -que significa ‘’los estudiantes’’ en pashtún- son un grupo político, militar y religioso fundamentalista de, mayoritariamente, la etnia pashtún; el cual pregona y cree en la imposición de la versión más extrema y rigurosa de la ley islámica Sharia como base de su sistema de gobierno. El origen del Talibán se remonta al año 1994; sin embargo, el contexto de dicho origen puede trasladarse hasta las décadas de los años setenta y ochenta, cuando la intervención soviética en Afganistán desató una serie de movimientos nacionalistas y anti intervencionistas, cuyas demandas fueron generalmente capitalizadas por grupos y organizaciones inspiradas en el fundamentalismo islámico (Ávila 2008, 160).


El Talibán instituyó un régimen en el Estado de Afganistán en 1996, cuando, en el contexto de la guerra civil afgana, lograron ingresar al poder expulsando a las fuerzas del presidente Burhanud-din Rabb. Este régimen duró hasta el 2001, fecha en la que fueron derrocados por tropas militares estadounidenses y aliadas, luego de que Estados Unidos iniciara una invasión extranjera en Afganistán con ese propósito (The Conversation 2021).


En abril del presente año, el presidente estadounidense Joe Biden emitió un discurso en el cual anunció la decisión del retiro de las tropas estadounidenses de Afganistán, con el fin de dar por terminado a lo que calificó como ‘’la guerra más larga de Estados Unidos’’. En el mencionado discurso, Biden señaló que las razones para permanecer en Afganistán eran cada vez menos claras, y que el principal objetivo de la presencia estadounidense en dicho territorio –que Afganistán no sirva como base para ataques terroristas a Estados Unidos- se había cumplido. (The White House 2021). No obstante, esta decisión no ha estado exenta de críticas a escala internacional (BBC NEWS 2021), ya que ello implicó el aceleramiento del inminente avance y regreso al poder de los talibanes, quienes también lograron apoderarse del copioso armamento dejado atrás por las tropas estadounidenses. Asimismo, las condiciones en las que Afganistán enfrenta este ‘’cambio de régimen’’ son totalmente convulsas, siendo que, incluso, su ex presidente, Ashraf Ghani, abandonó el territorio ante el ingreso Talibán, y no se logró instaurar ninguna suerte de gobierno de transición (CNN 2021).


La principal preocupación del regreso al poder del régimen Talibán gira en torno al peligro del respeto y protección de los derechos humanos de las y los ciudadanos afganos. A pocas horas de la toma de poder talibán, la Organización Mundial de las Naciones Unidas se pronunció, a través de su Secretario General, Antonio Guterres, expresando su consternación acerca del ‘’posible regreso a los días más oscuros’’, sobre todo para los derechos humanos de las mujeres y niñas afganas. Asimismo, Guterres señaló que la presencia de fuerzas de la ONU y demás organizaciones de ayuda en territorio afgano sería vital para poder evitar el padecimiento de una nueva crisis humanitaria (El País 2021).


La historia nos muestra que este grupo fundamentalista suele cometer diversas violaciones a los derechos humanos. Por ejemplo, en la década de los años noventa, el Consejo de Seguridad Nacional de la ONU recibió diversas denuncias sobre crímenes de guerra cometidos por los talibanes contra tayikos, uzbekos, hazaras y otras minorías; es decir, se evidenció la presencia de una fuerte violencia étnica (El País 2021). Así también, el régimen extremista que implantaron previamente desde el año 1996 hasta el 2001 fue lamentablemente conocido por la comisión de diversos atentados contra los derechos de las mujeres -quienes estaban prohibidas de trabajar, recibir educación o salir de casa sin un pariente hombre-, el derecho a la autonomía y a la libertad de expresión. Cualquier persona que no se ajustara a los códigos establecidos corría el riesgo de recibir castigos que iban desde humillaciones públicas hasta la muerte por golpes (The Conversation 2021).


Si bien, las últimas declaraciones brindadas por los talibanes, a través de su portavoz Zabihullah Mujahid, muestran una posición moderada y conciliadora, e indican que respetarán los derechos humanos (BBC NEWS), el escepticismo es palpable. Sher Jan Ahmadzai, director del Centro de Estudios de Afganistán de la Universidad de Nebraska, Omaha, es de la opinión de que, si bien la retórica del Talibán puede haberse moderado, la ideología fundamentalista que sustenta su accionar y sus objetivos se mantiene, y ello se evidencia en la imposición de restricciones a los derechos humanos en los territorios que iban tomando en fechas previas a su regreso al poder (The Conversation 2021). Asimismo, acorde a la red de medios de comunicación The Conversation, mujeres afganas activistas, políticas y líderes de comunidad han manifestado en entrevistas académicas que una verdadera reforma del Talibán no es posible, siendo que el núcleo de la ideología que pregonan es fundamentalista, especialmente hacia la autonomía y libertad de las mujeres (The Conversation 2021).


En concordancia con este escepticismo, en el transcurso de los días posteriores a la toma de poder talibán, la ONU recibió diversos informes y denuncias que evidenciaban la comisión de violaciones a los derechos humanos por parte de estas fuerzas. Por ejemplo, se comunicaron violaciones a las normas del derecho internacional humanitario, ejecuciones sumarias, limitaciones a la libertad de tránsito y circulación de las mujeres, prohibición a las niñas de asistir a las escuelas, reclutamiento de niños soldado, y represiones a protestas pacíficas y expresiones de disidencia (BBC NEWS 2021).


El pasado martes 24 de agosto, las diferentes potencias mundiales integrantes de la G7 sostuvieron una reunión en la cual se debatieron diversos puntos en relación con la situación en Afganistán. Entre dichos puntos, se discutió, sobre todo, las evacuaciones del territorio de dicho Estado, y la posibilidad de que Estados Unidos extienda el recojo y rescate de extranjeros y refugiados más allá del 31 de agosto del presente año (France 24 2021). No obstante, el presidente Biden mantuvo firme la postura de considerar esa fecha como límite, señalando la posibilidad de la existencia de riesgos hacia personal estadounidense en el territorio (France 24 2021). En esa misma línea, Zabihullah Mujahid, portavoz talibán, comunicó que el grupo no aceptaría prórrogas a la fecha, aduciendo que, si bien Afganistán se encuentra ‘’volviendo a la normalidad’’, el caos en el aeropuerto de Kabul continuaba siendo un problema evidente. (France 24 2021). Dicho punto pareciera haber sido zanjado de manera concluyente con el discurso emitido por el presidente Biden este 31 de agosto, en el cual anunció el fin de la presencia estadounidense en Afganistán, mencionando que ‘’no iba a extender esa guerra para siempre, y no iba a extender una salida para siempre’’ (The White House 2021).


Finalmente, es importante mencionar que la actual crisis desatada en Afganistán ha incrementado de manera alarmante el número de refugiados y desplazados internos en esa zona territorial y aledañas. Datos brindados por el Alto Comisionado de la Naciones Unidas para los Refugiados muestran que, en lo que va del año, y coincidiendo con el avance y toma de poder talibán, unas 550.780 personas se han visto obligadas a abandonar sus hogares ante posibles peligros de ataques. De este número, se estima que el 60% está conformado por menores de edad. Asimismo, esta cifra se suma a los aproximadamente 2,2 millones de refugiados y solicitantes de asilo afganos en otros países hasta diciembre del año 2020 (El País 2021).


Referencias bibliográficas:


Ávila, C. (2008). Guerra y paz en Afganistán: Un análisis del conflicto afgano en perspectiva (1978-2008). Estudios De Asia Y África, 43(1 (135)), 159-194. Recuperado de: http://www.jstor.org/stable/40313742


BBC NEWS (2021). Afganistán | Cuáles son los efectos de la salida de EE.UU. en sus aliados y en rivales como China y Rusia. Recuperado de:

https://www.bbc.com/mundo/noticias-internacional-58234181


BBC NEWS (2021). Afganistán: qué dice el preocupante informe de la ONU sobre los primeros días del Talibán tras tomar el control del país. Recuperado de:

https://www.bbc.com/mundo/noticias-internacional-58290242


BBC NEWA (2021). Afganistán: el Talibán afirma que las mujeres tendrán derechos "en el marco de la ley islámica". Recuperado de:

https://www.bbc.com/mundo/noticias-internacional-58250263


CNN (2021). Kabul cayó hace una semana. Esto es lo que pasó en Afganistán. Recuperado de:

https://cnnespanol.cnn.com/2021/08/21/kabul-cayo-hace-una-semana-esto-es-lo-que-paso-en-afganistan-orix/


El País (2021). La ONU muestra inquietud por la amenaza a los derechos humanos y el riesgo terrorista en Afganistán. Recuperado de:

https://elpais.com/internacional/2021-08-16/la-onu-muestra-su-inquietud-por-la-amenaza-a-los-derechos-humanos-y-el-riesgo-terrorista-en-afganistan.html


El País (2021). Afganistán, un país en una encrucijada geoestratégica. Recuperado de:

https://elpais.com/internacional/2021-08-26/afganistan-un-pais-en-una-encrucijada-geoestrategica.html


France 24 (2021). Biden mantiene el 31 de agosto como fecha límite para la retirada de sus tropas en Afganistán. Recuperado de:

https://www.france24.com/es/ee-uu-y-canad%C3%A1/20210824-afganistan-retirada-joe-biden-g7


France 24 (2021). Evacuaciones de Afganistán: G7 deja en manos de EE. UU. la extensión de la fecha límite. Recuperado de:

https://www.france24.com/es/asia-pac%C3%ADfico/20210824-g7-afganistan-evacuaciones-ddhh-extension-taliban


The Conversation (2021). 5 claves para entender el conflicto en Afganistán. Recuperado de:

https://theconversation.com/5-claves-para-entender-el-conflicto-en-afganistan-166388


The Conversation (2021). Afghanistan after the US withdrawal: The Taliban speak more moderately but their extremist rule hasn’t evolved in 20 years. Recuperado de: https://theconversation.com/afghanistan-after-the-us-withdrawal-the-taliban-speak-more-moderately-but-their-extremist-rule-hasnt-evolved-in-20-years-164


The Conversation (2021). Taliban ‘has not changed,’ say women facing subjugation in areas of Afghanistan under its extremist rule. Recuperado de:

https://theconversation.com/taliban-has-not-changed-say-women-facing-subjugation-in-areas-of-afghanistan-under-its-extremist-rule-164760


The White House (2021). Remarks by President Biden on the Way Forward in Afghanistan. Recuperado de:

https://www.whitehouse.gov/briefing-room/speeches-remarks/2021/04/14/remarks-by-president-biden-on-the-way-forward-in-afghanistan/


The White House (2021). Remarks by President Biden on the End of the War in Afghanistan. Recuperado de:

https://www.whitehouse.gov/briefing-room/speeches-remarks/2021/08/31/remarks-by-president-biden-on-the-end-of-the-war-in-afghanistan/


Entradas recientes