Entradas destacadas

La crisis migratoria en la frontera de Polonia y Bielorrusia

Publicado: 15 de diciembre de 2021

Karen Jeaninne Abrahamzon Zavala


Recuperado de BBC


La sorpresiva y masiva llegada de cientos de migrantes y solicitantes de asilo a la frontera de Bielorrusia y Polonia con la intención de cruzar las fronteras polacas e ingresar a territorio europeo está creando una crisis migratoria sin precedentes en la Unión Europea (en adelante, la UE). Así, la actual crisis migratoria se ha agravado en las últimas semanas, y podría alcanzar niveles sin precedentes si es que la Unión Europea no logra encontrar una solución a tiempo.


Esta crisis comienza, desde el 2020, cuando las autoridades de Bielorrusia decidieron cancelar o simplificar los requisitos de visa para 76 países (como en los casos de Siria, Libia, Irak y Afganistán); además de ello, Bielorrusia incrementó el número de vuelos desde países de Medio Oriente (BBC, 2021).


Lo particular de esta situación es que varios de estos países, como los mencionados anteriormente, enfrentan diversas crisis humanitarias y conflictos, como en el caso de Siria y su enfrentamiento con el Estado Islámico o, Afganistán, el cual se hunde en la pobreza y la violencia bajo el control talibán. Por lo que, frente a los complicados contextos de estos países, es natural que sus habitantes busquen huir del lugar y vean en Bielorrusia y sus flexibilidades de viaje una opción para poder ingresar a la UE.


Se menciona, también que en las puertas de salida de los vuelos es imposible identificar a los pasajeros como migrantes o refugiados, pues, en principio, cumplen con todos los requisitos necesarios como contar con los documentos en orden y dinero, además, de sus ropas son muy similares, por lo que no suele haber razones para impedir que alguien aborde el vuelo (BBC, 2021).


El hecho de que no se logre identificar entre quienes son refugiados o migrantes, es un gran problema, pues, son figuras diferentes que reciben tratamientos jurídicos diferentes desde el derecho internacional, sin embargo, ambas necesitan de protección internacional. Así, un refugiado es la persona que huye de su país de origen por motivos de persecución, es decir, se ve forzado a dejar su hogar (Artículo 1 A. 2 de la Convención sobre el estatuto de los Refugiados de 1951); mientras, que un migrante es quien decide trasladarse voluntariamente a otro país, por motivos económicos, familiares, educativos, pero no por persecución.


En los últimos meses, se han presentado diversos intentos de cruzar la frontera entre Bielorrusia y Polonia por parte de grupos de refugiados y migrantes, en total se han registrado 195 intentos ilegales, uno de ellos sucedió el sábado 20 de noviembre, cerca de la ciudad de Dubicze Cerkiewne, cuando la guardia polaca informó que alrededor de 200 personas intentaron cruzar dicha frontera y arrojaron piedras y objetos a la policía (Deutsche Welle, 2021).


Mientras que Polonia, específicamente el Ministerio del Interior, señala que los grupos de migrantes están bajo control de bielorrusos armados y que son ellos quienes deciden la dirección que toman; los países fronterizos con Bielorrusia y la Unión Europea acusan al régimen dictatorial bielorruso de organizar el tráfico de personas , es decir, de usar a los refugiados y migrantes como medios para crear inestabilidad en la UE como respuesta a las sanciones impuestas por Bruselas (El País, 2021).


En el informe de Human Right Watch, “Die here or go to Poland” se señala que las personas se quedan atrapadas en las fronteras de ambos países , lo que han denominado como “ un limbo desesperado” y al no poder avanzar o regresar a ninguno de estos países, las personas permanecen varios días o semanas al aire libre, sin refugio ni acceso a servicios humanitarios básicos (como alimentos y agua), lo que genera muertes, hipotermia y otras enfermedades; por lo que sostienen que Bielorrusia y Polonia sí comparten la responsabilidad de esta crisis humanitaria (Human Right Watch, 2021).


Respecto a Polonia, en el mismo informe, se señala una serie de acciones que debería realizar con los refugiados y migrantes como abstenerse de las expulsiones sumarias y colectivas dentro de Polonia y en la frontera bielorrusa; deben facilitar en la frontera el acceso a procedimientos formalizados, incluida la oportunidad de presentar solicitudes de asilo en Polonia y de protección contra la devolución o el regreso a un país donde sufran persecución, malos tratos o condiciones inhumanas y degradantes (principio de no devolución); evitar separar a las familias al admitir a algunos de sus miembros que necesitan tratamiento médico en los hospitales de Polonia (Human Right Watch, 2021).


En otras palabras, las acciones realizadas por Polonia implican una serie de vulneraciones a los derechos humanos de los refugiados y migrantes amparados por el derecho internacional, como la “devolución en caliente”, el principio de no devolución, el no respeto al principio de unidad familiar.


La situación es realmente crítica, pues miles de refugiados y migrantes se encuentran varados en la frontera con Polonia, a la espera de poder ingresar a la UE en pésimas condiciones que violan sus derechos humanos. Situación que incrementa, aún más, su vulnerabilidad, pues los exponen a una serie de peligros como los traficantes de trata. Mientras tanto Polonia como Lituania (otro de los países de tránsito para los migrantes y refugiados) no quieren hacerse responsables de ellos.


Es necesario tener en consideración que Polonia es uno de los Estados europeos con un gobierno ultraconservador y una política anti migratoria muy marcada, dirigido especialmente contra los refugiados, inclusive, se niegan a cumplir con las cuotas de distribución de refugiados establecidos por la UE.


Solo hasta el 2019, Polonia contaba con 4,095 solicitantes de asilo registrados (UNHRC, 2020); mientras que, hasta esa misma fecha, Polonia figura dentro de los 20 países con mayor población de emigrantes en el extranjero (con aproximadamente 5 millones) (OIM, 2020).


De esta manera, nuevamente, una crisis humanitaria de esta naturaleza pone a prueba el Sistema Europeo común de Asilo (SECA), el cual se encuentra en proceso de reforma desde el 2015, después de que la crisis de refugiados sirios, de ese mismo año, demostrara que el sistema actual no estaba funcionando. Sin embargo, aún no existe consenso en todos los acuerdos.


Así, dentro de un contexto de reforma más equitativo, surge el Pacto Europeo sobre Migración y Asilo, el cual ha sido presentado por la Comisión Europea, el 23 de septiembre del 2020, en un intento de resolver la crisis migratoria, el cual consiste en un conjunto de medidas con las que se persigue abordar desde un enfoque integrado todos los elementos de la cuestión migratoria y armonizar la legislación existente en la UE (Manchón, 2020). Sin embargo, Polonia ha rechazado firmar dicho Pacto.


Finalmente, para poder solucionar la crisis migratoria actual, y las que puedan surgir en el futuro, es fundamental la participación equitativa y el compromiso de todos los países europeos. Sin embargo, países con posturas anti migrantes y refugiados como la de Polonia dificultan aún más el proceso.





Referencias Bibliográficas:


BBC, News (2021). ¿Cómo llegaron miles de inmigrantes a la frontera entre Bielorrusia y Polonia? BBC News Mundo. Recuperado de: https://www.bbc.com/mundo/noticias-internacional-59262738


Deutsche Welle (2021). Cientos de Migrantes intentan cruzar de Bielorrusia a Polonia. Deutsche Welle. Recuperado de: https://www.dw.com/es/cientos-de-migrantes-intentan-cruzar-de-bielorrusia-a-polonia/a-59888637


EL PAÍS (2021). El choque fronterizo entre Polonia y Bielorrusia se agrava con la presión de cientos de migrantes a las puertas de la UE. El País. Recuperado en: https://elpais.com/internacional/2021-11-08/polonia-alerta-de-que-cientos-de-inmigrantes-tratan-de-cruzar-la-frontera-desde-bielorrusia.html


HUMAN RIGHT WATCH (2021). “Die here or go to Poland”. Belraus´ and Poland´s Shared Responsabiliry for Border Abuses. Recuperado en: https://www.hrw.org/report/2021/11/24/die-here-or-go-poland/belarus-and-polands-shared-responsibility-border-abuses


Manchón, Felipe (2020). El Pacto sobre Migración y Asilo ¿una nueva oportunidad para Europa? Documento de Opinión IEEE 152/2020. Recuperado en: https://www.ieee.es/Galerias/fichero/docs_opinion/2020/DIEEEO152_2020FELMAN_migraciones.pdf


OIM (2020). Informe sobre las migraciones en el mundo 2020. Recuperado en: https://www.iom.int/es


UNHCR (2020). Poland- Facts on Refugees. Recuperado en: https://www.unhcr.org/ceu/poland-facts-on-refugees

Entradas recientes
Síguenos
  • Facebook Basic Square
  • Icono social de YouTube
  • Twitter Basic Square