Entradas destacadas

Día Mundial Contra la Minería a Cielo Abierto (22 de julio)



Fuente: Semana (2020). La minería a cielo abierto causa impactos irreversibles en los bosques. Recuperado de: https://www.semana.com/medio-ambiente/articulo/mineria-a-cielo-abierto-causa-impactos-irreversibles-en-los-bosques/48369/


‘’La degradación del medio ambiente puede causar daños irreparables en los seres humanos, por lo cual un medio ambiente sano es un derecho fundamental para la existencia de la humanidad.’’

Corte Interamericana de Derechos Humanos (OC-23/17 párrafo 59).


El 22 de julio de cada año se celebra, a nivel mundial, el Día Contra la Minería a Cielo Abierto. La conmemoración de esta fecha tiene el propósito de promover la difusión de información y concientizar a la comunidad internacional acerca de los peligros y las consecuencias negativas -debido, sobre todo, a las malas prácticas hacia el medio ambiente- que puede traer este tipo de minería, no solo para los ecosistemas, sino también para la salud de las personas que habitan en las comunidades aledañas a los lugares donde suelen realizarse estas actividades extractivas.


Los antecedentes históricos de esta fecha nos trasladan hacia el Estado de México. Inicialmente, se trató de una iniciativa ciudadana impulsada, en el 2009, por activistas mexicanos frente a los triunfos jurídicos obtenidos por el Frente Amplio Opositor en protección del Valle de San Luis Potosí y el Cerro San Pedro, en contra de las actividades extractivas que buscaba realizar la minera San Xavier, subsidiaria de la compañía canadiense New Gold Inc. (CNDH México s.f.).


No obstante, si bien esta fecha fue originalmente celebrada en el Estado mexicano, su importancia es de escala mundial, sobre todo en Latinoamérica. Debido a que este tipo de actividad minera a cielo abierto se desarrolla en los territorios de diversos Estados en dicha región. La minería a cielo abierto -o a tajo abierto- consiste en la extracción y explotación de recursos naturales minerales no renovables directamente desde la superficie terrestre, a diferencia de la minería subterránea o de perforación. Para lograr dicha extracción, de minerales tales como el oro, cobre o uranio, son removidas grandes cantidades de sedimento, por ejemplo, a través de su detonación, a las que luego les serán aplicadas sustancias químicas, generalmente tóxicas, para su procesamiento, y con el fin de separar los minerales (Notimérica, 2019).


Las diversas consecuencias resultantes de este tipo de actividad extractiva pueden ser sumamente nocivas tanto para los ecosistemas, destruyendo la flora y la fauna, como para la salud e integridad humana. La minería a cielo abierto es responsable de un impacto directo en el territorio donde se desarrolla la actividad, dejando como resultado un cráter que hace desaparecer todo lo existente con anterioridad, como bosques, hábitats, reservas acuíferas, entre otros. Así también, indirectamente, puede causar otros impactos en relación con su gasto de energía y gran consumo de agua; y filtraciones y derrames de sustancias tóxicas como mercurio o cianuro, lo que provoca graves contaminaciones y envenenamientos (Ecologistas en Acción, 2010).


En la región latinoamericana, son diversos los Estados que promueven la realización de este tipo de actividad extractiva, pero sin realizar debidamente la aplicación de políticas de protección al medio ambiente, a las comunidades y de fiscalización, desconociendo así sus obligaciones internacionales en relación con el respeto, prevención y garantía de los derechos humanos. Algunos instrumentos aplicables a la materia son el Protocolo Adicional a la Convención Americana de Derechos Humanos, conocido como ‘’Protocolo de San Salvador’’, el Convenio 169 de la OIT sobre Pueblos Indígenas y Tribales en Países Independientes, el Convenio sobre la Diversidad Biológica, el Pacto Internacional de Derechos Civiles y Políticos, el Pacto Internacional de Derechos Económicos, Sociales y Culturales, la Declaración sobre Derecho al Desarrollo y la Declaración de Río sobre el desarrollo y el medio ambiente.


Por ejemplo, en el año 2020, David Boyd, Relator Especial de la Organización de las Naciones Unidas sobre derechos humanos y el medio ambiente, hizo un llamado al Estado de Colombia para el cese temporal de las actividades extractivas en el yacimiento minero a cielo abierto más grande de Latinoamérica, el Cerrejón, ubicado en el sitio Tajo Pajilla. Ello debido a que, como incluso había resuelto previamente la Corte Constitucional del Estado colombiano, no estaban siendo desplegadas políticas adecuadas para el resguardo y la protección del medio ambiente, que hiciera segura la actividad minera en dicha zona (ACNUDH 2020). En adición a ello, los efectos negativos resultantes de la actividad extractiva en la zona se encontraban afectando gravemente la salud e integridad de la comunidad nativa colindante Wayuú, debido a la contaminación del aire, de la vegetación, y del agua, lo que, en el contexto de pandemia global por la COVID-19, colocaba a la comunidad en una situación de mayor vulnerabilidad (Noticias ONU, 2020).


En el Perú, uno de los yacimientos a cielo o tajo abierto más grandes es el de Raúl Rojas, conocido como ‘’El Tajo’’, encontrado en la ciudad de Cerro de Pasco, una de las principales ciudades mineras del país, en el departamento de Pasco. Este yacimiento consta de aproximadamente 2 kilómetros de ancho y 400 metros de profundidad, y desde 1999 es operado por Volcan, compañía controlada desde el 2017 por el conglomerado suizo Glencore (Ojo Público 2020). Las actividades extractivas realizadas en este yacimiento han sido responsables, a lo largo de los años, de diversos impactos negativos que han degradado continuamente el paisaje y los ecosistemas de la ciudad; y, sobre todo, la salud de sus habitantes, quienes sufren de constantes afectaciones respiratorias, dermatológicas, hemorrágicas, entre otras; debido al envenenamiento por metales pesados como mercurio, aluminio, arsénico, cadmio y cromo (El Ágora, 2021).


Uno de los grupos poblacionales más afectados por la contaminación proveniente de esta mina ubicada en Cerro de Pasco son los niños y niñas, quienes suelen presentar síntomas como anemia, problemas de aprendizaje, dolores de cabeza y sangrado por la nariz; y cuyos análisis de sangre revelan altas concentraciones de plomo y arsénico (Ojo Público 2020). A inicios del año 2020, cientos de familias provenientes de dicha ciudad, sobre todo del distrito Simón Bolívar, realizaron plantones por aproximadamente un mes, frente a las instalaciones del Ministerio de Salud en Lima. Su finalidad era exigir tratamientos médicos para la desintoxicación de varios niños y niñas afectados por los metales pesados (La Mula, 2020).


Finalmente, esta fecha se presenta como una oportunidad para que la comunidad en general pueda reflexionar sobre los efectos negativos de este tipo de actividad extractiva y se concientice en el implemento de estrategias y políticas estatales que puedan equilibrar la realización de la actividad económica minera con el debido y necesario respeto a los derechos humanos de las comunidades, y de la salud e integridad humana, a través de la protección del medio ambiente.


REFERENCIAS BIBLIOGRÁFICAS:


ACNUDH (2020). Experto de la ONU pide el cese de la minería en controvertido sitio de Colombia. Recuperado de: https://www.ohchr.org/SP/NewsEvents/Pages/DisplayNews.aspx?NewsID=26306&LangID=S


CNDH México (s.f.). Día Mundial contra la Minería a Cielo Abierto. Recuperado de: https://www.cndh.org.mx/noticia/dia-mundial-contra-la-mineria-cielo-abierto#_ftn1


Corte IDH (2017). Opinión consultiva OC-23/17. Medio ambiente y derechos humanos. Párrafo 59. Recuperado de: https://www.corteidh.or.cr/docs/opiniones/seriea_23_esp.pdf


Ecologistas en Acción (2010). Minería a cielo abierto en Latinoamérica. Recuperado de: https://www.ecologistasenaccion.org/19964/mineria-a-cielo-abierto-en-latinoamerica/


El Ágora (2021). La minería en Cerro de Pasco, el comienzo del cambio que esperamos. Recuperado de: https://www.elagoradiario.com/desarrollo-sostenible/mineria-cerro-pasco-comienzo-cambio/


La Mula (2020). Familias de Pasco denuncian represión: piden al Minsa que atienda a afectados por minería. Recuperado de: https://redaccion.lamula.pe/2020/03/10/familias-de-cerro-de-pasco-denuncian-represion-policial-piden-al-minsa-que-los-atienda/jorgepaucar/


Noticias ONU (2020). Experto de la ONU pide cesar las actividades de la mina El Cerrejón en Colombia. Recuperado de: https://news.un.org/es/story/2020/09/1481412


Notimérica (2019). 22 de julio: Día Mundial Contra la Minería a Cielo Abierto, ¿por qué se celebra de manera especial en Iberoamérica? Recuperado de: https://www.notimerica.com/sociedad/noticia-22-julio-dia-mundial-contra-mineria-cielo-abierto-celebra-manera-especial-iberoamerica-20190722005951.html


Ojo Público (2020). Los niños con plomo de Cerro de Pasco esperan justicia. Recuperado de:

https://ojo-publico.com/2282/los-ninos-con-plomo-de-cerro-de-pasco-esperan-justicia


Entradas recientes